De hecho, la prohibición global de Huawei se está deshaciendo a medida que lee esto. Sin embargo, las cosas no son como eran antes.

Para aquellos que no se han mantenido al día, aquí está el flaco de Huawei. El fabricante chino Huawei ha sido objeto de críticas e investigaciones en los últimos años debido a las fallas de seguridad desenfrenadas que se dice que existen en el software y el hardware de Huawei. Algunas fuentes especulan que Huawei colocó intencionalmente puertas traseras en sus dispositivos para espiar a los usuarios, pero con respecto a las sanciones estadounidenses, se sugirió diplomáticamente que Huawei simplemente carecía de “higiene de seguridad cibernética” y demostró incompetencia en el ensamblaje de sus productos. Esto llevó a que Estados Unidos escoltara a Huawei en mayo y, como resultado, otros países se sintieron incómodos con Huawei.

Aquí está la cosa. No todos los países encontraron razones de peso para prohibir Huawei o incluso para imponer restricciones. Japón y Australia se pusieron del lado de EE. UU. En la noción de que la ingeniería de Huawei presenta riesgos que son demasiado graves para permitir un mayor comercio dentro de esas jurisdicciones. Otros países, como el Reino Unido, han dejado muy claro que no hay pruebas suficientes de incompetencia o juego sucio y han permitido que los fabricantes de equipos originales chinos sigan con sus asuntos como de costumbre. Parte de la paranoia parece provenir de la historia de Huawei de proporcionar equipos de vigilancia a otros países por razones independientes que no están relacionadas con una agenda subyacente dentro de la propia Huawei. Es posible que los funcionarios estadounidenses reaccionen exageradamente solo un toque.

Cualquiera que sea el caso, pronto se permitirá a Huawei continuar su curso en los EE. UU. Con licencias aprobadas especialmente. Los funcionarios de EE. UU. Han señalado que ninguna agencia del gobierno de EE. UU. Podrá trabajar con ninguna empresa o proveedor que esté involucrado con Huawei, por lo que no tenemos claro cómo afectará eso a la conexión de Huawei con los principales operadores como T-Mobile y Verizon. Sin embargo, confiamos en que los productos de Huawei deben seguir asentados y recibir soporte en los mercados de todo el mundo. Si EE. UU. Se está relajando, entonces otros países también pueden hacerlo, y el impacto financiero de este fiasco puede no inhibir la capacidad de la compañía para proporcionar los teléfonos por los que son famosos.

Condensamos nuestros puntos de conversación en algunas notas rápidas:

  • La prohibición de Huawei en los EE. UU. No se ha levantado por completo y es posible que nunca lo sea, pero es un paso positivo para las personas de todo el mundo que estaban preocupadas por usar los productos de Huawei o por si podrían volver a comprarlos.
  • Estados Unidos relajó recientemente su dominio sobre Huawei al permitir permisos caso por caso para vender hardware al fabricante siempre que no “amenace la seguridad nacional”.
  • Lentamente, a Huawei se le permite comprar, implementar y vender tecnología nuevamente a nivel mundial, lo que podría resultar beneficioso en todos los países donde están involucrados los productos de Huawei, incluida la India.

Vale la pena señalar que los precedentes legales se establecen cuando un país prominente adopta nuevas leyes que restringen lo que las personas pueden hacer. El impacto global en Huawei podría no ser el que es ahora si Estados Unidos no hubiera hecho la escena que lo hizo. No nos corresponde a nosotros decir si estaba justificado o no; Es muy posible que Huawei decidiera limpiar su actuación si es cierto que sus productos estaban llenos de agujeros. En cualquier caso, este cambio de sentido podría resultar beneficioso en otros países, como India, donde los poderes gubernamentales y los ciudadanos pueden haber planteado preguntas sobre la seguridad y confiabilidad de los equipos de Huawei.

Igual de importante, es posible que veamos surgir más torres 5G en todo el mundo gracias a una mayor confianza en Huawei, y suponiendo que sus medidas de seguridad sean sólidas, eso solo puede beneficiar al consumidor dados los informes de la terrible cobertura y penetración de 5G en este momento.